Vuelve a aumentar la medicina prepaga: el Gobierno aprobó una suba del 12%

El Gobierno nacional habilitó a las empresas de medicina prepaga a aplicar otro aumento del 12% a partir de diciembre, con lo que la suba acumulada ascenderá al 60,6%.

El de diciembre es el octavo aumento de las prepagas en el año. Los otros incrementos de precios fueron aplicados en febrero (5%), mayo (7,5%), julio (5%), agosto (6%), septiembre (6%) y octubre (4%). Los próximos, entonces, serán en noviembre (4%) y diciembre (12%). Todo eso hace un suba total de 60,6%.

Se calcula que el sector tiene entre 6 y 7 millones de afiliados, aunque los aumentos no alcanza a todos por igual, debido a que muchos de ellos acceden al sistema mediante los aportes a las obras sociales.

«Autorízase a todas las Entidades de Medicina Prepaga inscriptas en el Registro Nacional de Entidades de Medicina Prepaga (R.N.E.M.P.) un aumento general, complementario y acumulativo de hasta doce por ciento (12%) a partir del 1º de diciembre de 2019». La resolución agrega que se evaluó «el incremento de costos del sector» y «que del análisis realizado surge que resulta razonable autorizar un aumento general».

​El mismo escrito indica que «las entidades deberán, una vez autorizado dicho aumento, informar a los usuarios los incrementos que se registrarán en el monto de las cuotas con una antelación no inferior a los treinta días corridos, contados a partir de la fecha en que la nueva cuota comenzará a regir».

En el Gobierno se discutió si otorgar ese aumento en 2 ó 3 cuotas mensuales teniendo en cuenta el momento crítico actual y el impacto de los aumentos sobre los afiliados. No obstante, en el Ministerio de Salud prevaleció la postura de otorgarlos de una vez.

Más allá de los casi 7 millones de personas afiliadas a empresas de medicina prepaga, la situación económica acrecentó los casos de migraciones internas dentro del sistema (personas que bajan a planes más económicos dentro de la misma empresa) o que directamente cambian de empresa o salen del sistema. Entre las empresas del sector se calcula que la merma de afiliados afectó entre el 15% y el 20% del total.

En promedio, el costo de los planes de las prepagas es de entre $ 7.000 y $ 7.500 mensuales para una persona de edad mediana, y es mucho más alto para los adultos mayores. Un matrimonio joven con dos hijos menores, por un plan sin reintegros, pagará alrededor de $ 15.000 por mes. Y los planes familiares con más de 2 hijos superan ese importe.

Fuente: La Voz del Pueblo