«En el último clásico nos habíamos quedado con la sangre en el ojo y, esta vez, no dejamos dudas contra Comercial»

Juventud, energía y un buen grupo humano son los rasgos de un Deportivo Whitense que arrancó el semestre a fondo. Marco Olivero y Nahuel Mélida dieron sus puntos de vista.

Luego de la gran victoria de la semana pasada en el clásico ante Comercial, la entrega 711 de IngenieroWhite.Com contó con la visita de Marco Olivero y Nahuel Mélida, jugadores del plantel de Deportivo Whitense, quienes visitaron los estudios de La Brújula 24 para hablar de la actualidad del equipo.

«La verdad que nos habíamos quedado mal después del último partido contra Comercial. Ese bombazo de Amílcar sobre la chicharra nos dejó con la sangre en el ojo. Encima con este formato no te volvés a encontrar rápido», empezó a analizar Mélida, quien llegó este año proveniente de Sportivo Bahiense.

–Bueno, se sacaron la espina entonces.
–Nahuel: Fue una buena victoria, sin dejar dudas. Arrancamos bien, el quiebre estuvo en el tercer cuarto y siempre estuvimos tranquilos, con buenos pasajes de juego.

«Yo pienso que merecemos ganar más partidos. El sacrificio que hacemos es muy grande, dejamos todo y jugamos de igual manera ante cualquier rival», aportó Olivero, quien juega hace 3 años en Whitense.

«Todos asumimos nuestro rol en el equipo, con Alen Ríos como nuestro faro ofensivo. Somos un grupo joven, donde el más grande tiene 24 años. Eso nos da un plus de energía. Pablo (Kooistra) nos pide que seamos duros en defensa», analizaron.

«Además, ver a los juveniles y a los más chicos ir a entrenar con ganas todos los días nos motiva mucho. Y afuera de la cancha nos llevamos muy bien, compartimos mucho tiempo juntos», agregaron.

–¿Qué objetivo tienen de acá a fin de año?
–Sentimos que los próximos partidos de local van a ser importantes para entrar a los playoffs. La idea es escalar algún puesto y luchar en el cruce que nos toque.